Una iglesia en Michigan responde a la crisis de agua

Flint, Michigan

Photo cortesía del fotógrafo en Flint Dennis Freeman.

Casi cinco años después de que se produjera la crisis de agua en Flint, Michigan, la Iglesia del Nazareno continúa ofreciendo respuesta. 

En 2014, la municipalidad de dicha localidad, con el fin de ahorrar fondos, cambió su fuente de agua potable del sistema proveniente de Detroit al Río Flint.

El tratamiento y las pruebas inadecuadas del agua dieron como resultado una serie de problemas en la calidad del agua y de salud para los residentes de Flint, que comenzaron con erupciones cutáneas y pérdida de cabello. Los estudios revelaron que el plomo en el agua hizo que los niveles de plomo se triplicaran en la sangre de los niños en la localidad. 

El agua contaminada también causó un brote de la enfermedad del legionario (una forma grave de neumonía), que cobró la vida de al menos 12 personas y al menos 90 personas resultaron gravemente enfermos entre junio de 2014 y octubre de 2015. Este fue el tercer brote más grande de la enfermedad del legionario en la historia de los Estados Unidos.

La primera respuesta de Flint Central Church of the Nazarene fue invitar a sus miembros a traer agua embotellada o a colaborar financieramente para la compra de filtros de agua y agua embotellada durante las peores partes de la crisis.

"Inicialmente, el agua se le repartía a las familias, y luego, el agua se puso a disposición [de las personas] en la iglesia", dijo Rob Prince, pastor titular de la Iglesia Central.

Cuando el pastor Prince anunció las iniciativas de cooperación, el miembro de la iglesia, Jim Burke, les informó a los líderes que él tenía una conexión con Convoy of Hope (el Convoy de la Esperanza), una organización sin fines de lucro con sede en Springfield, Missouri. Gracias a esta conexión, Convoy of Hope transportó docenas de contenedores llenos de agua embotellada a Flint. Las botellas fueron distribuidas por una iglesia amiga local, Joy Tabernacle.  

Otra conexión surgió por medio de un ex trabajador de la iglesia que dirige el pastor Prince. Esta persona conocía a alguien en una empresa que se dedica a la venta de filtros de agua. La compañía le ofreció a Central Church un sistema de filtración de agua completamente gratis para todo el edificio de la iglesia, y la iglesia se lo donó a Joy Tabernacle, cuyos nuevos miembros no querían bautizarse en el agua contaminada.

"Estamos muy agradecidos", dijo Robert McCathern, pastor titular de Joy Tabernacle. "¡Nuestro pueblo puede ser bautizado ahora!" 

Desde entonces, Convoy of Hope se ha asociado con estas iglesias y otras organizaciones para ofrecer un evento comunitario anual en Flint. Todd Womack, pastor asociado de Flint Central, ha servido como coordinador de eventos comunitarios. La iniciativa ofrece distribución de alimentos y agua, cortes de cabello gratuitos, sesiones de fotografías para familias, calzado, exámenes de salud, una feria de empleo, juegos inflables, comidas calientes y una carpa de oración. Cientos de voluntarios y más de 2,000 miembros de la comunidad necesitados participan en el evento anual.  

Flint Central se asoció con otras organizaciones en la comunidad, como la Escuela Primaria Dillon, la escuela primaria más cercana a la iglesia. Durante la parte más fuerte de la crisis del agua, Flint Central Church le entregó palés de agua a la escuela ya que muchas de sus familias viven en áreas altamente afectadas. 

La iglesia continúa ministrando de otras maneras, proporcionando de 60 a 75 bolsas de comida cada viernes a los estudiantes que no tienen para comer durante el fin de semana. La iglesia organiza actividades extraescolares y tutoría tres días por semana, así como un campamento de verano con el Club de Niños y Niñas.

Cientos de voluntarios trabajan a través de Flint Eastside Mission y Forge Flint, dos centros de Ministerios Nazarenos de Compasión, en la mejoría del área reparando casas vacías, limpiando lotes vacíos y trabajando en el banco de alimentos de la comunidad.

Desde entonces, Flint decidió volver a usar el suministro de agua de Detroit, y se están reemplazando las tuberías de la infraestructura de agua de la ciudad para evitar que se filtre más plomo al suministro de agua. En diciembre, la alcaldesa de Flint, Karen Weaver, anunció que el reemplazo de las tuberías iba más adelantado a lo previsto y que todas las tuberías se reemplazarían para fines de 2019.

Posted in: